Finlandia: muchos municipios están recuperando los servicios tercerizados

30 July 2013
En la práctica, la tercerización de los servicios sociales no está funcionando como en teoría debiera funcionar. Muchos municipios están volviendo a prestar los servicios que antes habían sido tercerizados, ya que no está claro si contratar servicios de proveedores privados les permitirá hacer algún tipo de ahorro.

Esto puede comprobarse en el Barómetro Social 2013, publicado por Soste, organización coordinadora de unas 180 asociaciones del sector social. El Barómetro se basa en un cuestionario dirigido a empleados de primera línea de los sectores social y de la salud, municipales en su mayoría.

Se les pidió que estimaran de qué manera la contratación de servicios a empresas privadas había repercutido en los costos en los últimos cuatro años. Más de la mitad (52%) de los directores de centros de salud municipales señalaron que los costos habían aumentado. Y lo mismo afirmó el 45% de los directores de servicios sociales municipales.

Solo un 14% de los primeros y un 12% de los segundos consideraron que los costos habían disminuido gracias al uso de los servicios privados. Estos resultados se asemejan a los del Barómetro anterior, de 2011, en que la respuesta más común también fue que la tercerización había aumentado los costos tanto en el corto como en el largo plazo.

Alrededor de un 13% de los encuestados respondieron que los servicios sociales y de salud tercerizados ofrecían costos más bajos en un principio, pero que posteriormente aumentaban.

Si bien muchos de los encuestados consideraron que la calidad de los servicios privados era bastante buena, más de la mitad hizo referencia a problemas de calidad. Ello parece ser más común en municipios con más de 30.000 habitantes, donde tres de cada cuatro encuestados manifestó problemas.

Más de un tercio de los encuestados señaló que en los dos últimos años sus municipios habían recuperado la prestación de algunos de los servicios tercerizados. Las razones más comunes para ello fueron los beneficios que se reportarían en términos de precio y calidad. Se estima que los servicios prestados por los propios municipios son mejores que los servicios privados, sobre todo en lo que respecta a los derechos de los clientes y al conocimiento de las necesidades de estos y al desarrollo de servicios.

El trabajo municipal garantiza los derechos de los ciudadanos

Respuestas similares se obtuvieron del cuestionario realizado por el Sindicato de los Sectores Público y de Bienestar Social (JHL) en 2011 a sus activistas, que representaban a 140 municipios y 47 autoridades municipales conjuntas o empresas públicas.

Uno de cada cinco afirmó que su municipio recuperaría algunos de los servicios privatizados. La razón principal de esta “remunicipalización” es el elevado costo de los servicios privados. También los problemas relacionados con la calidad fueron de los más citados.

“Lo que impulsa esta ‘remunicipalización’ es que la prestación de servicios por parte de los propios municipios suele ser la manera más económica de proceder”, observa Päivi Niemi-Laine, presidente del principal sindicato municipal, el JHL.
“La calidad de los servicios, la eficacia de la cadena de servicios, la ecología y la sostenibilidad ética del trabajo son también razones importantes que hacen preferir el trabajo municipal”.

“Además, el trabajo realizado por los municipios es más fácil de vigilar, y actúa, por tanto, como una barrera para la economía sumergida. Es también un mecanismo útil para evitar que el dinero de los contribuyentes vaya a parar inversores de capital extranjero y paraísos fiscales”.

Puede ocurrir también que los propios proveedores de servicios privados se encuentren en dificultades económicas o de otra índole que les obliguen a cerrar su empresa, lo cual significa que la responsabilidad vuelve a recaer en el municipio. Como dice Niemi-Laine, “En cualquier caso, el municipio tiene que prestar los servicios estipulados por la ley”.

Also see